¡Increíble! Así es el Museo de Arte Invertido de Nueva York

Diseño 18 de julio de 2022 Por Redacción ShowOnLine
El Inverted Arm Museum es un homenaje a la ciudad de Nueva York y a sus símbolos, y una invitación a ver las cosas desde otra perspectiva y capturar divertidas fotos.

El 1º de septiembre próximo, Nueva York se dará vuelta, y no es otra película catástrofe. Es el Inverted Arm Museum, también llamado en español Museo de Arte Invertido que se prepara en 419 Broome Street.

Será una parada obligada para los visitantes de la Gran Manzana que tendrán la oportunidad única de ver las cosas desde una perspectiva diferente, ¡al reves!

De eso se trata el del Inverted Arm Museum de Nueva York: “una representación descentrada del mundo que nos rodea”, anticipan sus organizadores.

Cada habitación del Museo de Arte Invertido actuará como un paisaje urbano diferente que despliega las diversas personalidades de la ciudad de Nueva York.

“Desde lo áspero hasta lo lujoso, desde los trenes con destino a la parte alta de la ciudad hasta los apartamentos vacíos en Billionaires Row -indica el comunicado del Inverted Arm Museum- la naturaleza inesperada de las habitaciones invertidas puede describirse como surrealismo físico, mostrando las yuxtaposiciones inesperadas y, a menudo, ilógicas de la identidad de la ciudad”.

Hay una sala dedicada a la emblemática Estatua de la Libertad, un tradicional tienda de antigüedades neoyorquina también está dada vuelta, igual que un baño con bloques de Lego y una sala de dioramas inspirada el padrino del comic Stan Lee.

“IAM (Inverted Arm Museum) es la experiencia invertida del yo reflejada a través de los ojos de artistas locales e internacionales para exhibir las diversas fachadas de la ciudad de Nueva York”, anuncian.

La exhibición que donará parte de sus ganancias a escuelas y niños en Ucrania, también dedicará parte de sus instalaciones a artistas ucranianos. Y se subastará una bandera ucraniana a gran escala construida completamente con bloques de Lego.

“Nuestras habitaciones pueden describirse como surrealismo físico, mostrando las yuxtaposiciones inesperadas y, a menudo, ilógicas de la identidad de la ciudad”.

Sus creadores expresan que la convicción de “que cada obra de arte única actúa como una puerta de entrada a las circunstancias culturales, políticas y socioeconómicas del artista. La cultura y el arte son creados por personas comunes y corrientes, y sus experiencias colectivas dan forma a la percepción del mundo que los rodea”.

La era de las muestras de arte inmersivas

El Museo de Arte Invertido es una experiencia completamente inmersiva, distribuida en 12 salas de exhibición.

Además de los espacios ya mencionados, habrá un dormitorio infantil de gran tamaño, una de plasma inspirada en Nikola Tesla y salas de exhibición del trabajo de los artistas de Nueva York, como KAWS (Brian Donnelly), Daniel Arsham y Danny Cortes, entre otros.

“La escena artística de la ciudad de Nueva York es multifacética, un crisol de expresión artística que trasciende cualquier límite físico”, aseguran en la invitación a ingrear al reino del revés en la Gran Manzana.

La presencia de Daniel Arsham es una de los polos de atración del Museo de Arte Invertido. Criado en Miami, Arsham asistió a Cooper Union de la ciudad de Nueva York, y la arquitectura es un tema predominante en su trabajo como diseñador y artista, “presentando entornos con paredes erosionadas y escaleras que no llevan a ninguna parte, o paisajes donde la naturaleza anula las estructuras”.

Por su parte, Kaws (Brian Donnelly) se caracteriza por el énfasis en el color y la línea, con gráficos distintivos, como el uso repetido de “x” en las manos, la nariz y las orejas, además de la apropiación de íconos de la cultura pop , omo Mickey Mouse, el muñeco de Michelin, los Pitufos, Snoopy y Bob Esponja.

 En sus pinturas, Kaws deconstruye su apropiación de personajes icónicos en formas que producen pinturas abstractas.

Y Danny Cortés dejará su impronta en el Inverted Arm Museum a través de la creación de dioramas o miniaturas de elementos reconocibles del paisaje urbano de la ciudad de Nueva York.

“Si nos tomamos el tiempo para notar todo lo que nos rodea, estamos rodeados de inspiración”, expresó el artista.

Te puede interesar