Cómo crear un rincón de meditación al estilo boho

Diseño 04 de enero de 2022 Por Redacción ShowOnLine

Estamos viviendo una época especial: el comienzo de un nuevo año, con todo lo que eso implica. Si eres de los que prefiere marcarse propósitos y objetivos que alcanzar en 2022, puede que comenzar a meditar sea uno de ellos. En ese caso necesitarás algunas claves para conseguir un espacio adecuado para desarrollar la meditación en casa. Aquí tienes todas las claves.

 Rutinas que enriquecen tu vida


Puede que te estés iniciando en el universo de la meditación, o que ya sea una rutina imprescindible en tu vida. Sea como sea, contar en casa con el espacio adecuado para meditar es importante para hacerlo con éxito.

Por eso vamos a repasar qué es lo realmente necesario para llevar a cabo a diario una actividad tan especial y beneficiosa. Meditar te ayuda a relajarte, a controlar tu ansiedad y tu estrés, a dormir mejor y a ser más consciente de tu mente, de tu cuerpo y de tu bienestar. Ya solo por estos beneficios merece la pena dedicarle unos minutos. Cómo, cuándo y dónde hacerlo debe ser decisión tuya, aunque es importante contar con el espacio adecuado para que te resulte más fácil.

¿Qué necesitas para meditar?


Para practicar la meditación no te harán falta muchas cosas. Lo único realmente imprescindible es tiempo y un lugar tranquilo en el que puedas aislarte del exterior. No hace falta decir que no tiene sentido pretender meditar en el salón de tu casa con el resto de la familia por allí, o con los niños reclamando tu atención. Busca un rincón más tranquilo en tu dormitorio, por ejemplo, o medita cuando estés solo en casa.

Para el resto de elementos, tú debes decidir si te gusta meditar sentado en el suelo, en una silla o tumbado en el sofá, por ejemplo. También debes valorar si te abstraes con facilidad estés donde estés o si necesitas que no haya cerca elementos que puedan distraerte. Lánzate a la aventura e irás descubriendo lo que te conviene y lo que no.

    
Un longue para encontrarte a vos mismo


Si tu manera ideal de meditar es hacerlo tumbado en lugar de sentado, puede que te venga bien contar con una cama de día o una chaise-longue en el salón o el dormitorio. Un mueble parecido a un diván que, además, cumplirá otras funciones como la de proveer de asientos extra cuando sean necesarios. Elige un modelo que realmente te guste en armonía con el resto de la decoración. 

Añadir confort y calidez


La mejor idea para crear una zona de calma y relax en la que te resulte más fácil practicar la meditación es conseguir que sea confortable y acogedora. Si estás cómodo en ese rincón te apetecerá mucho más estar allí y dedicar un rato cada día a esta beneficiosa rutina.

Además, podrás destinar este espacio a otras actividades: leer un buen libro, escuchar tu música favorita, etc. Incorpora cojines y almohadones: te servirán para crear un rincón boho en el que sentarte en el suelo y descansar a gusto.

También conviene tener a mano una manta o plaid, ya que en los momentos de relajación y concentración puedes sentir frío.

Instala una hamaca
Las hamacas no son solo para el verano, ni tampoco para el jardín o el porche. Contar con una hamaca dentro de casa puede ser la mejor idea para crear un espacio de meditación. No necesitas más para tumbarte y concentrarte en alcanzar ese estado de relax total.

Además, una hamaca le dará a la decoración ese toque boho que tanto te gusta. Puedes dejarla colgada de forma permanente, o recogerla al terminar tu rato de meditación.

    
 Aprovecha la luz natural


Establecer el rincón de meditación cerca de una ventana es una gran idea que te ayudará a aprovechar la máximo la luz natural. Tanto si meditas al amanecer, antes de comenzar tu jornada, como si prefieres hacerlo al atardecer, una ventana con buenas vistas puede ser el elemento que necesitas para lograr mejores resultados. Viste el rincón con textiles confortables, desde una alfombra mullida hasta almohadones y cojines.

 
La decoración también importa


Si sos fan del estilo boho te encantará enriquecer tu rincón de meditación con algún elemento especial. Lo cierto es que encontrarás muchas ideas y complementos para adornar el espacio. Los tapices de pared pueden ser una buen opción, al igual que las alfombras de estilo étnico, coloristas y exóticas.

También puedes añadir alguna guirnalda, adornos de pared de cuerda o macramé, o cualquier otro objeto que te guste y te sirva para trasladarte a otros mundos. ¿Qué tal si incorporas la espacio un recuerdo de algún viaje?

   


Te puede interesar